Cementerio de Chauchilla

El Cementerio de Chauchilla es el segundo lugar más interesante que ver en Nazca, después de las misteriosas Líneas de Nazca que, al fin y al cabo, es lo que se viene a visitar a esta ciudad del departamento peruano de Ica.

La Necrópolis o Cementerio de Chauchilla es un enorme camposanto que, presumiblemente, perteneció a la cultura Huari (también conocida como Wari). Estamos hablando de los siglos VII a XIII, aunque lo cierto es que no todos los arqueólogos se ponen de acuerdo ni en la datación exacta del Cementerio de Chauchilla ni a qué cultura pertenecen. Sí que hay unanimidad en considerar que se trata de una necrópolis preincaica.

En este artículo os vamos a contar cómo visitar el Cementerio de Chauchilla desde Nazca y qué es exactamente esta necrópolis.

CÓMO VISITAR EL CEMENTERIO DE CHAUCHILLA DESDE NAZCA

El Cementerio de Chauchilla se localiza a unos 30 km de Nazca. Podéis llegar hasta allí en vuestro coche de alquiler o realizando una excursión que incluya el guía.

Nosotros realizamos la visita con Viajes Konasca y quedamos muy satisfechos.

Otra opción es contratar un taxi desde Nazca, pero no os va a salir mucho más económico. Además, creo que merece la pena disponer de un guía para que la experiencia al visitar el Cementerio de Chauchilla resulte de lo más completa.

Qué ver en Nazca. Cementerio de Chauchilla.

QUÉ SE VISITA EN EL CEMENTERIO DE CHAUCHILLA.

Aunque la necrópolis ha sido víctima de los pillajes a lo largo de los siglos, aún podemos visitar en el Cementerio de Chauchilla hasta trece tumbas que no fueron saqueadas.

La particularidad del Cementerio de Chauchilla y de la cultura Huari, es que este pueblo preincaico enterraba a sus seres queridos en posición fetal, quedando con el tiempo momificados.

En realidad, esto no resulta una excepcionalidad en estas tierras, porque en durante nuestro viaje a Perú por libre, lo hemos oído repetidamente tanto de culturas preincaicas como de los propios incas. Y me refiero tanto al hecho de sepultar a los difuntos en posición fetal, como a la propia momificación.

Por ejemplo, durante el trayecto conocido como Ruta del Sol entre Puno y Cuzco, conocimos el museo del sitio arqueológico de Pukará, que conserva algunas momias preincaicas pertenecientes a distintas culturas que en su tiempo ocuparon el actual Perú.

Merece la pena comentar, sin embargo, que era la propia aridez del terreno y la sequedad del clima, lo que permitía llevar a término el proceso de momificación de los cuerpos existentes en el Cementerio de Chauchilla. Es decir, a diferencia de otras culturas como la del Antiguo Egipto, los difuntos no eran sometidos a ningún procedimiento de momificación artificial.

Visitar el Cementerio de Chauchilla

Pero regresamos al Cementerio de Chauchilla. Porque aunque la mayoría de los varios centenares de tumbas existentes aquí fueron saqueadas, trece de ellas han llegado a nuestros días intactas y con sus respectivas momias incluidas.

En algunos casos se trata de tumbas individuales. Sin embargo, en el caso de la mayoría de sepulcros se trata de tumbas familiares que incluyen dos, tres o incluso más momias. En algunos casos, también las de niños.

Cementerio de Chauchilla.

Como os comenté, todas las momias fueron encontradas en la posición fetal en que fueron sepultadas. Y lo curioso es que se ha conservado en muy buen estado, en muchas de ellas, tanto en ropaje (fardos funerarios de tela, que en ocasiones conservan su color original), como su pelo, uñas, dientes e incluso porciones de piel aún adherida a los esqueletos.

La verdad es que el espectáculo es un tanto macabro a la vez que espectacular.

Junto a las momias, se sepultaba su ajuar, que básicamente consistía en piezas cerámicas. También sus tesoros, que al fin y al era el objetivo de los saqueadores, de manera que más bien poco se ha recuperado en este sentido.

Dado que los saqueadores no daban importancia alguna a la cerámica, piezas rotas se en encuentran repartidas por todo el recinto, así como también huesos humanos. La verdad es que esto resulta bastante sorprendente.

Más allá de sobrevolar las Líneas de Nazca, verdadero objetivo turístico al llegar a esta ciudad, merece la pena dedicar algo de tiempo a visitar el Cementerio de Chauchilla, un lugar de lo más enigmático.

Os dejo con algunas fotos de la momias del Cementerio de Chauchilla.

Cementerio de Chauchilla

Cementerio de Chauchilla

Cementerio de Chauchilla

Cementerio de Chauchilla

Suscríbete al blog


Puedes darte de baja en cualquier momento haciendo clic en el enlace al pie de página de nuestros correos electrónicos. Para obtener información sobre nuestras prácticas de privacidad, visita nuestro sitio web.

Usamos Mailchimp como nuestra plataforma de newsletters. Al hacer clic a continuación para suscribirte, aceptas que tu información será transferida a Mailchimp para su procesamiento. Obtén más información sobre las prácticas de privacidad de Mailchimp aquí.

¿Qué te ha parecido el artículo?


0 de 5.0 (0)

Leave an answer

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La empresa trata tus datos para facilitar la publicación y gestión de comentarios. Puedes ejercer tus derechos de acceso, rectificación, supresión y oposición, entre otros, según nuestra Política de privacidad.